Ya está aquí la 3DS

FacebookTwitterGoogle+Share

Tres días antes de lo esperado ya tengo la 3DS. La fecha de lanzamiento oficial es el día 25 de Marzo de 2011, pero a día 23 si usted está leyendo estás lineas sepa que posiblemente el tendero de su tienda habitual de juegos de computadora seguramente ya tendrá las maquinitas en la trastienda. En los últimos tiempos es practica habitual que lanzamientos muy sonados (y todos los demás, pero a nadie le importa) se adelanten un par de días. El motivo de esto es que las distribuidoras tienen que recibir el producto unos días antes para dar de alta el producto en los sistemas informáticos y poderlo enviar a sus clientes para que estos lo reciban a tiempo para poderlo tener a la venta el día de su lanzamiento. Algunas compañías como Activision a veces envian una circular advirtiendo que el juego no debe ponerse en venta hasta el día del lanzamiento oficial, aunque todo el mundo haga caso omiso. Esto permite que si un pequeño comerciante reside en la misma ciudad de la distribuidora, pueda ir a recogerlas en persona la misma mañana que el mayorista recibe el producto y estar vendiendolo esa misma tarde, anticipándose a grandes superficies que recibirán el producto el día siguiente y luego necesitan otro día para ponerlo a la venta. A final todo el mundo pierde el trasero por sacar el juego o consola lo antes posible a la venta y el único que respeta la fecha de lanzamiento es el Corte Inglés.

Tradicionalmente casi todas las consolas de Nintendo han agotado el stock la fecha de lanzamiento, y en el caso de la Wii se desbordaron todas las previsiones. Con la 3DS en principio no parece que vaya a pasar esto, aunque nunca se sabe. La crisis y lo poco atractivo que es el catálogo inicial no ayudan mucho. El día del lanzamiento podremos jugar a los sims, street fighter, monkey ball, Pro Evolution Soccer, Pilotwings y criar chuchos de mentira.

No hay duda de que Street Fighter será un gran juego, pero no me gustan los juegos de lucha ni los de futbol. Los sims los dejo para el ordenador, y sobre los perritos evito pronunciarme. El super monkey ball es el clásico juego de lanzamiento de un sistema nuevo. Ese juego que en condiciones normales no compraremos nunca, pero se vende bien en el lanzamiento para ese público que tiene posibilidades económicas y quiere tener más de un juego cuando compra la consola. Yo me la he comprado con el Pilotwings, por nostalgia y porque además me parecia un buen título para probar la sensación de 3D. Estas son mis primeras impresiones:

  • Envoltorio. Insulso en la linea de las últimas consolas de Nintendo. Muy muy atrás quedaron las alegres cajas de NES o Game & Watch. Las instrucciones son enormes, en tres idiomas, por lo que nadie las leerá. Si me dieran un euro por cada vez que me han preguntado como se usa un juego de GameCube en Wii o donde se conectan los mandos, sería millonario. El conocimiento de la consola virtual ya es algo que roza la ciencia ficción para la mayoría de usuarios Españoles. Se agradece la base de carga de la consola
  • Tamaño. Más abajo pueden ver las fotos. Es exactamente igual que una Nintendo DS Lite.
  • Sensación 3D. Sobre el punto fuerte de la consola no tengo una opinión muy clara todavía. Cuando abrimos la consola junto a las instrucciones que nunca leeremos, encontramos unas tarjetas, como si fueran cromos, con diversos personajes de Nintendo. Estas tarjetas se usan con una de las aplicaciones que trae el menú de la consola de serie que es la realidad aumentada. Esto me ha impresionado más que el juego Pilotwings. Con la consola apuntamos a la tarjeta de la interrogación, que debe estar en una superficie plata y rapidamente la detecta, y podemos jugar a un juego muy básico de disparar flechas, pero con los muñecos situados en el entorno donde estamos apuntando la cámara (una mesa, su perro si se queda quieto etc etc).  La sensación es increible, personalmente pienso que esto es lo que le han puesto a los del anuncio de televisón. Además en el menu tenemos varias aplicaciones más, como cámara de fotos 3D, otro juego muy básico, o la creación de Miis. Cuando dejamos la consola suspendida, no apagada, si pasamos junto a otra consola también en modo de reposo, los Miis “saltan” de una a otra.

Después de trastear un buen rato con todo el menú de la consola, por fin ya probé el Pilotwings. Al principio me ha molestado un poco a la vista, luego ya me he acostumbrado. Gráficamente me parece una maravilla. Creo que la consola tiene unas posibilidades muy por encima de lo que yo habí­a leído en algunos sitios de internet. En cuanto a la sensación 3D, no es como en el cine, que la bala sale hacia ti (al no ser que yo no haya ajustado bien la consola), sino lo que tenemos es una sensación de profundidad de la pantalla hacia dentro. Es igual que unas tarjetas marca páginas que se han puesto muy de moda en las librerí­as, que según desde la posición que las miremos, parecen que podemos meter el dedo dentro. Me ha causado más impresión la aplicación de realidad aumentada, pero no me ha defraudado.

  • Retrocompatibilidad. Mal, muy mal. Podemos usar nuestros juegos originales de Nintendo DS, pero la definición es nefasta. Todaví­a ha estas alturas estoy preguntándome si la consola no estará averiada, aunque se que no es así. Los juegos se ven con una definición propia de la GBA. Si el juego no tiene textos, todavía puede colar, pero si tratamos de jugar cualquier juego en el que haya que leer un mínimo, mejor sacar la DS del cajón.
  • ¿Me funciona el “cartucho de copias de seguridad de esos juegos que he comprado todos pero uso el cartucho para que no se me estropeen los originales que compro religiosamente”?

No. Usted podrá encontrar cientos de miles de páginas web y videos donde dicen que es posible, es decir que un equipo de desarrolladores, piratas o ingenieros inversos, como usted quiera llamarlos lo han conseguido,  pero a día de hoy no es posible a nivel popular. Una de estas tarjetas ya se vende con un firmware capaz de funcionar en la consola ejecutando juegos de DS y en breve usted podrá descargar el firmware para su antigua tarjeta, con el propósito de actualizarla y usarla en la 3DS (posiblemente en uno o dos días).  Si usted va a comprar la consola para esto, hagale un favor a su vista y a su bolsillo y compre una DSi. La definición de los juegos es infinitamente mejor como he comentado anteriormente.

  • ¿Funciona el action replay con los juegos de Nintendo DS?. La respuesta es la misma que para el punto anterior, sólo que aquí no hay promesa de una actualización de firmware, y será más probable que en un tiempo hagan uno especifico para esta consola.
  • ¿Cuanto dura la batería?. Yo he estado cacharreando con ella un par de horas sin que se agotara. Creo que prometen unas tres horas de autonomía.
  • ¿Me vale el Tetris de la Game Boy original? No, sólo te vale hasta la SP.

Conclusión, merece la pena comprarla?.

En mi opinión claramente si, pero con matices. Por desgracia como todo en la vida, su cartera es la que decide. Ha día de hoy el catalogo disponible es minusculo (normal) y sin ningún título fuerte. Si no le supone un esfuerzo económico la compra, adelante. Nintendo no baja los precios de sus consolas hasta que pasan años o a veces nunca, por lo que la maquinita le va a costar lo mismo ahora, que dentro de un año, y a lo mejor cuando salga ese título que usted espera con ansiedad, como Zelda, no puede encontrarla. Si le va a suponer dejar de comprar algún lanzamiento para sus otras consolas el cual le podría dar muchas horas de diversión, creo que no merece la pena. Ahora mismo lo que va a proporcionarle la consola es una sensación de asombro, que posiblemente desaparezca al poco tiempo, pero no la diversión que le puede dar un juego multijugador para una Xbox o PS3 al no ser que usted sea muy fan de Street Fighter o de los caniches virtuales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.